el pandemonium

Posts Tagged ‘Félix Ovejero

El cuestionario del Pandemonium. Hoy, Félix Ovejero

leave a comment »

 

Félix Ovejero es profesor de economía, ética y ciencias sociales de la Universidad de Barcelona.

 

1. ¿Por qué hay algo en vez de nada? 

Alguien diría que para que podamos hacer esa pregunta. Más austeramente, yo diría que es una de esas preguntas imposibles, desprovistas de sentido, a las que nos conduce un lenguaje natural tramposo, cargado de presunciones incompatibles con la ciencia.

2. ¿Cuál es la idea política más sobrevalorada de la historia?

Dios, o sea la atribución de sentido o dirección a la historia.

3. ¿Y la más infravalorada?

Ninguna desigualdad sin responsabilidad.

4. ¿Cómo cree que será España dentro de 50 años? 

No sé leer los posos del café y menos a cuenta de esencias metafísicas.

5. ¿Qué libro cambió su forma de pensar y en qué sentido lo hizo?

Dos: La lógica de la investigación científica de Popper y La razón sin esperanza de Javier Muguerza. Aprendí que la ciencia era una cosa sería y que la ética era otra cosa distinta, todavía más seria.

6. ¿Cuál es su receta para cambiar el mundo?

La racionalidad práctica de siempre. Metas claras, buen conocimiento de cómo llegar y poder para hacer uso de ese conocimiento. Todo muy trivial, salvo el problema del poder.

7. ¿En qué proyecto, investigación o rama de la ciencia tiene puestas más esperanzas y por qué?

En ciencia básica, en la genética molecular y en las ciencias de la computación, a medio camino de la básica y la aplicada. Nos evitarán buena parte de las pajas mentales que ahora nos entretienen. Incluida la que pasa por ciencia.

8. ¿Seguirán existiendo la democracia y el libre mercado dentro de 100 años? Si cree que no será así, ¿qué tipo de organización política y/o económica ocupará su lugar?

La democracia, entendida como igual posibilidad de influencia política, sólo ha existido a ratos. En todo caso, en su sentido importante, hay razones para pensar que desaparecerá: plantear los problemas serios no ayuda a ganar  elecciones.  Y los problemas serios están llamando a la puerta. Por tanto, habrá circo y problemas. No entiendo la idea de mercado libre, como no entiendo la idea de mesa lujuriosa; si acaso, entiendo la de competencia perfecta, y eso no ha existido nunca, salvo en la pizarra de los economistas. Necesita, por cierto, de una poderosa agencia antimonopolio, que es una y pública.

9. ¿Sigue teniendo la filosofía algún sentido en la era de la ciencia?

El 80% de los libros que se publican bajo el rótulo ciencia son de filosofía, bastante solvente, casi siempre. Todo ese –digno– negocio editorial de la tercera cultura no es otra cosa. Por lo demás, la mejor filosofía ayuda a la ciencia. Pregunte por nociones como las de gen, adaptabilidad y eficacia reproductiva.

10. Si tuviera que trabajar como abogado del diablo, ¿a quién o qué escogería como cliente?

Si te refieres a tipos que caen mal, tal y como están las cosas, a la revolución francesa. A los jacobinos, por precisar. Más en la vecindad, al movimiento verde.

11. ¿Cuál es el mayor peligro al que se enfrentará la humanidad durante los próximos años?

A hacer compatible un planeta repleto de gentes con los recursos limitados, y tratar de resolverlo respetando la igualdad, entre otras cosas, de acceso a esos recursos que, por su propia naturaleza, no son resultado del esfuerzo de nadie pero que sólo disfrutan algunos.

12. ¿En qué aspectos concretos ha empeorado la humanidad con respecto a los siglos anteriores, si es que cree que lo ha hecho en alguno?

En su capacidad de destrucción, algo muy serio.

13. ¿En qué casos el fin justifica los medios, si es que cree que lo hace en alguno?

Bastantes veces, a diario, con las mentiras piadosas. Lo malo es hacer de eso una doctrina y no un mal menor, una resignación y hasta una responsabilidad a penar.

14. ¿Cuál es su criterio para medir la bondad o la maldad de una determinada idea política?

La igual distribución de la libertad.

15. ¿Libertad o igualdad? ¿Por qué?

La libertad aumenta con las opciones vitales abiertas. Vamos, que la contraposición es ininteligible si pensamos, claro, en la libertad de todos. Los poderosos y los ricos, por definición y por lo general, respectivamente, siempre han sido libres, han hecho lo que querían.

16. Si pudiera escoger, ¿preferiría vivir en un mundo en el que dios existiera o uno en el que no? ¿Por qué?

En un mundo con un Dios que asomara dos meses al año. Nos evitaríamos a los intermediarios, predicadores, el Vaticano, esas cosas.

17. ¿Cuál es su placer culpable?

Ninguno. Cuando me lo paso bien, lo hago a conciencia. Por ejemplo, jugando a fútbol.

18. ¿Es su vida como se la había imaginado a los 20 años?

Sí, son cosas de vivir en el primer mundo.

19. En el hipotético caso de que usted fuera uno de los bomberos de esta noticia, ¿habría dejado que se quemara la casa? ¿Por qué?

No, incluso sin llamar a mi abogado. La carga de la prueba en este caso le habría tocado a los que actuaran como los bomberos.

20. ¿A qué pregunta no ha encontrado respuesta aún y cree que no la encontrará jamás?

Si una pregunta está bien formulada la respuesta está ahí mismo o al caer. Me refiero a las importantes, no a las otras (el número de la lotería).  Eso que se llaman preguntas que nunca se responderán no son preguntan, son conjuros de preguntas.

 

About these ads

Written by cristian campos

24 octubre, 2011 at 7:00

Publicado en cuestionario

Tagged with

%d personas les gusta esto: